10 junio, 2020 Fernando Dombriz Sanz

LA VIGILANCIA COMO PILAR FUNDAMENTAL DE LA INTELIGENCIA ECONÓMICA

Autor: Hugo Zunzarren Denis (Socio Director del Área de Inteligencia Económica de Grupo Paradell)

 

 

La vigilancia se puede definir como la monitorización a lo largo del tiempo de aspectos claves predefinidos, complementada con información puntual adicional y útil de fuentes pertinentes, relevantes y cotejadas, a través de herramientas TIC dedicadas, para su posterior análisis. Si este análisis es efectuado por personas denominadas analistas y tiene por objeto evitar la materialización del riesgo, entonces se consideraría Inteligencia económica.

 

Ahora el acceso a la información es muy sencillo gracias a Internet, a las bases de datos y a las posibilidades de Networking. Esta sencillez provoca exceso de información, exceso de fuentes, exceso de ruido.  Un profesional de la vigilancia es aquella persona que se dedica a encontrar la Información necesaria, de forma rápida. Pero también es quién la estructura en un todo coherente para que sirva a alguien en concreto a la hora de tomar decisiones concretas. Pero entonces ¿para qué sirve un analista si recoge información accesible por todo el mundo? 

 

El analista, al ser un profesional, recaba, coteja, analiza, estructura y difunde información mejor y más rápido que un “no profesional”; es decir, el analista lo que realmente hace es ganar tiempo y fiabilidad.

La labor previa de vigilancia por parte de los analistas de inteligencia requiere el perfecto conocimiento de la Web visible e invisible, de las bases de datos, de las herramientas de vigilancia dedicadas, de la creación y archivado de documentos, del conocimiento del sector o sectores de actuación del cliente, así como un amplio conocimiento en gestión empresarial, para que el análisis final que proporcionen tenga un sentido adecuado a la empresa que lo recibe. En algunos casos, es importante no olvidar las técnicas HUMINT para apoyar aspectos investigativos. Pero también deben, a nuestro juicio, tener conocimientos profundos sobre otras materias (como la Estadística, la Prospectiva, los sesgos de la cognición, las disonancias en el análisis…).

 

Como la vigilancia consiste en recabar información de diferentes ámbitos, hay una vigilancia para cada uno de ellos. Si buscamos y monitorizamos fuentes que nos den información sobre finanzas, estaremos haciendo “vigilancia financiera”; si monitorizamos fuentes para encontrar información sobre tecnología, estaremos haciendo “vigilancia tecnológica”. Y así sucesivamente. Si la clave de un buen sistema de vigilancia se encuentra en la detección de las necesidades para plasmarlas en un plan director de colecta, serán los analistas quienes harán la diferencia entre un simple resumen de información y un verdadero análisis de inteligencia: es el documento, sencillo de leer, de una o dos hojas máximo, en donde se encontrarán las claves del negocio.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies